AsiaLa guerra de Myanmar y Ucrania cambia la política...

La guerra de Myanmar y Ucrania cambia la política japonesa sobre los refugiados | Noticias de refugiados

-

- Advertisment -spot_img

Desde que se fundó la Asociación Japonesa para los Refugiados (JAR) en 1999, ha ayudado a más de 7.000 solicitantes de asilo de al menos 70 países.

Pero durante el mismo período, la tasa promedio de aprobación de solicitudes de asilo por parte del gobierno japonés (alrededor de 30 personas al año) apenas ha cambiado, a pesar de la riqueza del país y del aumento en la cantidad de personas que necesitan protección en todo el mundo.

La guerra de Rusia en Ucrania podría estar ayudando a cambiar las cosas.

A los pocos días de la invasión, el primer ministro Fumio Kishida había prometido aceptar a amigos y familiares solicitantes de asilo de los 1.900 ucranianos que ya vivían en Japón. El ministro de Justicia, Yoshihisa Furukawa, agregó un mes después que “el gobierno en su conjunto continuará brindando asistencia cercana a los evacuados”.

Ambas declaraciones sugirieron un cambio radical para la estrategia de refugiados de Japón.

Desde que ratificó la Convención de Refugiados de 1951 a raíz de la Guerra de Vietnam, Japón ha adoptado un enfoque discreto hacia los refugiados, brindando un hogar a una fracción de aquellos a los que otras naciones desarrolladas ofrecen protección.

Mientras que la admisión de refugiados tarifas había ido disminuyendo en Estados Unidos, en lo que va del año se han concedido más de 15.000 solicitudes. El Reino Unido también subsidios más de 10.000 personas solicitan asilo en un año promedio, al igual que las principales economías de la Unión Europea, incluidas Alemania, Francia e Italia.

El presidente de la junta de JAR, Eri Ishikawa, dice que el proceso de solicitud en Japón es demasiado lento y utiliza el caso de un solicitante de asilo anónimo, ‘Sr. A’ de Myanmar, para ilustrar su punto.

“[He] solicitó asilo hace 10 años y todavía está esperando que se le conceda su solicitud. No tiene estatus legal, por lo que inmigración podría detenerlo en cualquier momento”, dijo Ishikawa a Al Jazeera. “No tiene derecho a la seguridad social, como el seguro médico nacional, ni se le permite trabajar”.

En 2021, se presentaron 2413 solicitudes de refugio a la Agencia de Inmigración de Japón, de las cuales 74 fueron aceptadas. Puede que no parezcan muchos, pero impulsados ​​por personas de Myanmar que buscan protección contra la persecución religiosa y el golpe militar del año pasado, fue más del doble del número en cualquier año típico.

Japón, el tercer mayor donante nacional a la agencia de refugiados de la ONU con contribuciones de $ 140 millones en 2021, comenzó un programa piloto de reasentamiento para refugiados de Myanmar en 2010. Trabajando en coordinación con el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), tomó en 90 refugiados durante los tres primeros años del programa.

En abril de este año, Japón anunció que aquellos que no pudieran regresar a Myanmar debido a la inestabilidad política podrían permanecer en el país bajo “medidas de emergencia”.

Las medidas, basadas en la interpretación de Japón de la Convención de Refugiados, otorgan estatus legal temporal y permisos de trabajo, que pueden estar restringidos a 28 horas por semana, ya sea por seis meses o un año. En 2021, unas 3.600 personas vivían en el país como resultado de las medidas.

A pesar de la violenta represión que siguió al golpe, Japón aún no acepta refugiados de Myanmar del extranjero a menos que sean reasentados a través del programa de ACNUR. De acuerdo a datos desde junio de 2021, a menos de 200 personas se les había otorgado el estatus de refugiado formal a través de esta vía. Esto tiene efectos colaterales adversos en los grupos étnicos en apuros de Myanmar, como los rohingya, en su mayoría musulmanes, que han sido descritos por la ONU como “la minoría más perseguida del mundo”.

‘evacuados’ ucranianos

La guerra en Ucrania ha arrojado más luz sobre la estrategia de refugiados de Japón, y la Agencia de Inmigración dijo que los ucranianos habían estado llegando desde febrero, cuando Rusia comenzó su invasión.

Sin embargo, el gobierno japonés se refiere a estas personas como “evacuados”, porque su condición de refugiados se considera informal. A los ucranianos también se les ha permitido permanecer bajo las “medidas de emergencia” y se les han otorgado permisos de trabajo y residencia legal de un año, que están sujetos a renovación.

Ishikawa de JAR dice que el término “evacuados” ha “desdibujado la aplicación de los derechos” que se deben otorgar a los refugiados ucranianos, incluida la no devolución, según la cual ninguna persona puede ser devuelta a un país donde corre el riesgo de persecución.

A pesar de la reticencia tradicional de Japón, el gabinete de Kishida ha tomado medidas sin precedentes para apoyar a Ucrania, incluidos $ 600 millones en ayuda y un avión privado del gobierno que trajo a 20 ucranianos desplazados a Japón.

Esto se ha hecho eco en la esfera pública, con numerosas protestas y eventos de recaudación de fondos en todo el país, y expresiones generalizadas de solidaridad con Ucrania en el 77 aniversario del final de la Segunda Guerra Mundial en agosto.

Natsuko Takenaka, quien está a cargo de apoyar a los evacuados ucranianos en Peace Winds Japan, ha notado un cambio de atención en relación con la crisis en Ucrania, que dice que el público japonés está “muy dispuesto a apoyar”.

Una organización no gubernamental (ONG), Peace Winds Japan, trabaja con organizaciones asociadas para ofrecer asistencia sobre el terreno en Ucrania y la vecina Moldavia, y ha ayudado a 19 familias ucranianas que buscan asilo en Japón. Peace Winds se enfoca en ayudar a los refugiados con mascotas, ya que las barreras logísticas para traer animales a Japón son significativas, incluidos hasta 180 días de cuarentena y pruebas obligatorias de rabia, y los costos asociados suelen ser altos.

Takenaka dice que el empleo es otra área clave ya que “el idioma puede ser una barrera para que los refugiados utilicen sus habilidades, talento o experiencia”. Esto ha obligado a algunos a buscar oportunidades a través de la oficina de empleo Hello Work, el centro de búsqueda de empleo de Japón, que generalmente los coloca en puestos manuales y de nivel de entrada.

De acuerdo con la Fundación Niponaque encuestó a 260 refugiados que llegaron a Japón desde Ucrania, la educación del idioma japonés se señaló como la necesidad más importante, con las oportunidades laborales y la capacitación ocupacional en segundo lugar, y la atención médica en tercer lugar, todas las cuales son prioridades para las ONG de Japón.

“Es muy difícil para los refugiados adaptarse a las diferencias de idioma y cultura, y trabajar y ganarse la vida”, dijo Ishikawa de JAR. “Además, no se espera que el conflicto y la persecución en sus países de origen, que es la razón por la que se convirtieron en refugiados, mejoren en un corto período de tiempo”.

Política impulsada políticamente

Se cree ampliamente que la leve relajación de la política de refugiados de Japón es política, aunque Ucrania y Myanmar “no son equivalentes”, según Stephen Nagy, profesor de política y estudios internacionales en la Universidad Cristiana Internacional en Tokio.

“[Myanmar] es visto como un país rico en recursos naturales y un punto de pivote geopolítico que conecta el sudeste asiático y el sur de Asia”, dijo. “Japón quiere construir una relación sólida con cualquier gobierno que esté en el poder y evitar que China domine o convierta a Myanmar en un estado cliente… Aceptar a un pequeño número de refugiados de Myanmar ha sido parte de eso”.

Mientras tanto, las “preocupaciones existenciales” de Japón de que China podría emular a Rusia lanzando una invasión en el Indo-Pacífico ha influido en su apoyo a Ucrania, dijo Nagy a Al Jazeera.

“La aceptación de refugiados, estudiantes y servidores públicos ucranianos para recibir capacitación es parte de las contribuciones de Japón para continuar haciendo de Ucrania un estado viable y rechazar el uso explícito del poder militar por parte de Rusia para cambiar el orden internacional del que se benefician Japón y otras potencias intermedias”, dijo. dijo.

Si bien los analistas admiten que se han logrado algunos avances, una afirmación dio mayor credibilidad cuando Japón otorgada 98 solicitudes de refugiados afganos el 19 de agosto: muchos ven el estado de emergencia de los refugiados en Japón como solo una medida temporal, lo que refleja las 11,000 personas a las que se les permitió la entrada después de haber sido forzadas a abandonar sus hogares como resultado de la guerra de Vietnam.

Dado que aún no se vislumbran cambios drásticos en las políticas, Eri Ishikawa cree que, por ahora, el énfasis debe estar en el nivel individual.

“Es necesario brindar apoyo de integración integral a quienes han sido aceptados en Japón, incluidos alimentos, ropa, vivienda y acceso a la atención médica, así como apoyo a los medios de subsistencia para que puedan vivir en Japón con una perspectiva a largo plazo”. ella dijo. “Dado que cada refugiado se encuentra en una situación diferente, es necesaria una consulta y respuesta individual”.

Fuente: cialistrue


Últimas Noticias

Observatorio de la Diáspora Venezolana desmiente retorno del 60% de los migrantes

El coordinador del Observatorio de la Diáspora Venezolana, Tomás Páez, asegura que las cifras de retorno de migrantes venezolanos...

ACNUR, OIM y socios requieren 1.720 millones de dólares para apoyar a las personas refugiadas y migrantes de Venezuela

La Plataforma Regional de Coordinación Interagencial para Refugiados y Migrantes de Venezuela (R4V), codirigida por ACNUR, la Agencia de...

¡Preocupante! Un 22% de los migrantes que han pasado por Darién son menores de edad

Además muchas mujeres migrantes se adentran a este camino con un cronograma fijado para dar a luz en Norteamérica...

Agencia de EEUU divulga por error datos de más de seis mil migrantes vulnerables

Nombres, estatus de los casos y lugares de detención de gente que ha solicitado asilo fueron divulgados La información personal...
- Advertisement -spot_imgspot_img

Trabajadores migrantes nepalíes que construyeron estadios de la Copa del Mundo están completamente olvidados

"Nadie se acordará de ellos más que sus familias" por Benju Lwagun Mientras el mundo se reúne para celebrar la Copa Mundial...

La ONU precisa 1720 millones de dólares para atender a la una migración creciente de Venezuela en América Latina

Esta iniciativa se convierte en la mayor estructura de respuesta de la ONU en el mundo pues incorpora a...

Más Vistos

Observatorio de la Diáspora Venezolana desmiente retorno del 60% de los migrantes

El coordinador del Observatorio de la Diáspora Venezolana, Tomás...

ACNUR, OIM y socios requieren 1.720 millones de dólares para apoyar a las personas refugiadas y migrantes de Venezuela

La Plataforma Regional de Coordinación Interagencial para Refugiados y...
- Advertisement -spot_imgspot_img

Otras noticiasDestacadas
Recomendadas para ti